La Cámara de Innovación y Tecnología Ecuatoriana (CITEC) nació, con ese nombre, en 2018. Como entidad gremial ya existía desde hace 25 años aproximadamente —antes se denominaba Asociación Ecuatoriana de Software (Aesoft)—. Pero la Aesoft solo agrupaba a empresas dedicadas al desarrollo de software. Debido a la ola digital que empezó a envolver al mundo, el directorio de ese entonces decidió agrupar a más líneas de negocios y a más empresas, por lo que la asociación evolucionó y se convirtió en CITEC. Identidad conversó con Daniela Flores, directora de comunicación y atención al socio de la cámara, sobre el panorama nacional de la transformación digital.

¿Quiénes conforman CITEC en la actualidad?

Hoy por hoy, CITEC es el gremio que representa al sector de tecnología e innovación del Ecuador. Su misión es fomentar el crecimiento de este sector mediante acciones coordinadas entre los diferentes actores del ecosistema para impulsar la transformación digital nacional. Además, se busca posicionarlo  como un sector estratégico, clave y transversal (con respecto al desarrollo competitivo del Ecuador). Actualmente, la cámara cuenta con más de 260 socios activos, nacionales e internacionales, desde startups y emprendimientos hasta empresas multinacionales que inciden, de alguna u otra manera, en el país. Todas estas empresas representan más del 47 % de la facturación del sector a nivel nacional

¿Cuál es el equipo detrás de CITEC?

CITEC cuenta con un directorio que se elige cada tres años, mediante elecciones en asamblea general. Este equipo está conformado por nueve miembros. Es decir, por nueve delegados que representan a una empresa. Además, existe la dirección ejecutiva, que lidera a un equipo de personas dividido por áreas de trabajo. Ellos son quienes se encargan de toda la gestión.  

¿Qué acciones específicas realiza CITEC para fomentar la transformación digital en el Ecuador? 

Como gremio, la principal característica es la representatividad que brindamos a nuestros asociados. La gestión de CITEC se basa, específicamente, en seis ejes de trabajo. Estos ejes marcan la pauta de las acciones que se realizan dentro de la cámara y de la hoja de ruta establecida. El primer eje es un marco regulatorio que busca construir, de la forma más oportuna y de acuerdo con todas las leyes, normativas, proyectos de ley y políticas públicas que incidan en nuestro sector. El segundo eje, el talento humano, tiene como objetivo principal cerrar o disminuir la brecha entre la alta demanda laboral y la poca oferta. El tercer eje, que es data, pretende recopilar la mayor cantidad de información relevante para nuestro sector. Como cuarto eje trabajamos en financiamiento para conectar a las empresas asociadas a la cámara con las iniciativas y programas de organizaciones aliadas.

 El penúltimo eje, la internacionalización, busca fomentar la cultura exportadora de servicios en nuestro país. En nuestro país, este eje ha tomado mucha fuerza durante los últimos dos años. El último eje, no menos importante, son las alianzas. Este eje nos permite trabajar mediante proyectos  con los diferentes actores del ecosistema para así lograr una verdadera transformación digital.

¿Cómo impulsa CITEC el desarrollo competitivo del Ecuador en la era digital?

Estamos convencidos de que el desarrollo competitivo de un país se logra a través de la colaboración y del trabajo articulado. Nuestro eslogan es “juntos logramos la transformación digital”. Y eso es cierto, porque al unir esfuerzos y al no duplicar acciones, seguimos creciendo como una industria transversal y clave para que el resto de sectores productivos puedan volverse más competitivos. Al implementar las diversas herramientas tecnológicas y soluciones innovadoras, las empresas pueden hacer lo siguiente: mejorar su eficiencia operativa, optimizar recursos, tener acceso a información en tiempo real y mejorar la comunicación.

¿Cuál es la estrategia de CITEC para mantenerse a la vanguardia en un entorno tecnológico en constante cambio?

La estrategia general es el trabajo participativo y en conjunto que mantenemos con nuestros más de 260 agremiados, los cuales son nuestra carta de presentación. Todas las empresas trabajan, día a día, para promover la innovación y la tecnología dentro de las diferentes líneas que manejan; todas están siempre a la vanguardia con estos nuevos y disruptivos modelos de negocio. A través de este intercambio que mantenemos con ellos —en nuestras comisiones y mesas de trabajo internas— no solo logramos que se fortalezca el ecosistema, sino que hacemos que cada uno de sus actores tenga un entendimiento claro de lo que está sucediendo, en tiempo real, en el mundo. A partir de allí, nuestra labor central se enfoca, también, en educar a quienes no conocen de fondo nuestro sector.

¿Cómo evalúa CITEC el papel de la tecnología en la actualidad y su proyección para el futuro del Ecuador?

En la actualidad, la tecnología se ha convertido en una solución transversal a muchas problemáticas. Su adopción se vuelve un imperativo para el Estado, pues permite mayor eficiencia y eficacia y, más importante todavía, puede mejorar considerablemente la calidad de vida de los ciudadanos. Para centrarnos en el caso ecuatoriano, desde CITEC conocemos, de primera mano, muchos proyectos de healthtech orientados a la creación de una historia clínica digital universal, así como al correcto uso de datos del sector de la salud. Conocemos proyectos en agrotech que permiten una mejora en la productividad, a través del monitoreo de cultivos y de la recolección de data. Y conocemos iniciativas govtech orientadas a la eficiencia en trámites ciudadanos, por mencionar solo algunos. 

Si bien miramos el futuro con una mirada esperanzadora, debemos tomar en cuenta que todavía existen varios retos que debemos enfrentar, a nivel de país, para alcanzar la transformación digital. Entre estos retos está la conectividad universal, la educación en cultura digital y el fomento de un marco regulatorio que sea positivo para el ecosistema.

A nivel general, la revolución industrial 4.0 significa un gran salto hacia el futuro del país. La inteligencia artificial va a permitir que el ser humano pueda centrarse en el desarrollo de nuevas capacidades y fortalezca aquellas que han sido olvidadas, como nuestra creatividad intrínseca. No obstante, como ya mencionamos, hay un gran camino que recorrer y varias tecnologías que debemos adoptar antes de poder implementar esta solución, que utiliza la ciencia de datos como principal combustible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *